El ser humano es un conjunto de valores, reacciones y sentimientos, único e indivisible, que vive y responde ante la enfermedad de diferentes maneras, de acuerdo con sus experiencias, sus conocimientos y su modo de vida; por lo tanto, cada persona debe ser atendida de manera individual. Sin embargo, esta curso ofrece lineamientos generales de atención humanizada, puesto que, la calidad humana debe estar presente en la atención del paciente quien se torna
frágil y angustiado frente a la enfermedad.
Todos los profesionales sanitarios y no sanitarios utilizan la comunicación como herramienta básica para el ejercicio de su profesión. Con frecuencia no solo son poco consciente de todo ello, sino que no han recibido formación sobre técnicas de comunicación. Esta realidad choca con la creciente demanda de información y toma de decisiones participativa de los individuos de la sociedad actual, y con la realidad de que los pacientes, con frecuencia, se sienten desinformados. Son muchos los conflictos en la relación con el paciente que se podrían evitar si fuéramos capaces de mejorar nuestras habilidades comunicativas y nuestra capacidad negociadora. Los expertos coinciden en que
el factor determinante más importante de la satisfacción tiene que ver más con cómo se les trata y con aspectos de comunicación, que con los cuidados recibidos.